viernes, 5 de noviembre de 2010

Otro nuevo "brote verde": la EPA. Cuando la mentira se instala en la política.


Uno, a estas alturas, ya no se escandaliza de nada de lo que hace el ejecutivo de Zapatero. Han sido tantas las ocasiones en las que se han puesto gravemente en evidencia que no resulta impactante una más, sea del calibre que sea... y mira que me resulta vergonzoso manipular y mentir sobre el drama que sacude hoy en día a nuestro país; el paro.

Hace una semana, la EPA avanzaba que el desempleo había decrecido en este último trimestre, era el "brote verde" que completaba la triunfal puesta en escena de Rubalcaba por parte del ejecutivo socialista. Si profundizamos, es la forma de comunicar que tiene Zapatero por costumbre para con el pueblo; él vive en un mundo paralelo y no vacila en mentirnos si con ello mantiene su mundo a flote... sin preocuparse por el nuestro. Ya ha dado suficientes muestras de ello, sólo hay que recurrir a la galería de eslóganes electorales que ha ido gastando durante su mandato cada vez que las urnas lo han requerido, todos han resultado ser unas patrañas con tintes burlescos hacia el pueblo que depositó su confianza en él en las dos últimas elecciones generales.

El caso es que el observatorio económico europeo (Eurostat) dio visos de realidad a una situación que para nada reflejó la gubernamental EPA; no hubo disminución en la tasa de desempleo el trimestre anterior como quiso vendernos Zapatero:


Por supuesto, la fortaleza de la deuda española que cantaba una eufórica Salgado estos días atrás ha quedado en completo entredicho con las contundentes acciones anunciadas ayer por Rusia:


No quiero ni imaginar el rumbo que tomarán hoy los mercados tras este anuncio ruso.

Y es que tengo la impresión de que Zapatero vive inmerso en su mundo, ese mundo que nunca ha vivido una burbuja inmobiliaria (vende su adosado almeriense más caro de lo que lo compró en el 2.005), no tiene ni idea de eso que llaman crisis puesto que no sabe lo que cuesta un café en la calle ni se imagina el esfuerzo que debe de hacer, hoy en día, cualquier español para que tomar tan humilde líquido no se convierta en un lujo. A él los millones de parados les debe de sonar a chino, la tasa de pobreza le resulta insolidaria... y lo que más me corroe es que sí es capaz de asumirla y socorrerla cuando de un inmigrante se trata. Se ha especializado en cautivar el voto fácil y dejado de un pueblo embrutecido, un pueblo harto de opio del barato y teledirigido desde el aparato propagandístico socialista... un gigante famélico de oro, sin moral ni escrúpulos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...