24 diciembre 2012

Mi reflexión para esta Nochebuena: el drama del paro y la insostenibilidad de las pensiones.



Hoy es una noche tradicional y especial para la mayoría de hogares españoles. Las comidas en familia, los villancicos, los petardos, los chiquillos correteando por los pasillos y habitaciones locos de felicidad tras haber desenvuelto la magia que para ellos supone un regalo surgido del saco de Papá Noel, el cava o espumoso de la tierra, el recuerdo de los que no están, ect... a nadie le voy a descubrir, a estas alturas, lo que supone en un hogar normal español la Nochebuena.

Y hoy será una Nochebuena apagada, mucho más triste de lo habitual, para millones de hogares españoles asolados por el tremendo drama del paro. Son españoles desposeídos de uno de los derechos universales más necesarios y básicos desde que le mundo es mundo. Hoy mi primer pensamiento ha sido para ellos. Fuerza mis compatriotas, fuerza y ánimo... que de ésta salimos todos juntos, como siempre hemos hecho.


Rajoy, un político que me ha desilusionado en su primer año de legislatura, regaló en campaña electoral una frase antológica y apoteósica que aún me retumba en los oídos. Hoy la hago mía para regalársela a mis compatriotas desilusionados, pesimistas y en apuros por la tremenda tesitura que nos está asolando: "hay un lugar para el optimismo porque España tiene españoles y eso es una cosa muy seria".

Saldremos de esta, estoy convencido de ello. Nuestra milenaria historia está salpicada de derrotas, tragedias, fracasos y equivocaciones y, hoy por hoy, aún hay pocos lugares mejores en el mundo para vivir que España. No dudéis que esto es debido a nosotros; españolitos anónimos dispuestos a apretar los dientes y vencer al otra vez tempestuoso destino.


Muchos de esos españolitos que sufren el drama de la exclusión y podredumbre están siendo asistidos por sus mayores. Unos mayores que han renunciado a los viajes del INSERSO, a esos ratos de distracción en los parques y lugares de ocio, a esas partidas de brisca y mus interminables para volver a ostentar el liderazgo económico en sus casa y tirar del carro con sus pensiones. También tengo un pensamiento, esta noche, para ellos: Muchas gracias. Muchas gracias infinitas por volver a esforzaros generosamente por reconducir los proyectos rotos de vuestros hijos... y ofrecerles de nuevo el sacrificio del que todo lo da sin esperar nada más allá que la felicidad de nuestros hijos.


Ellos son los protagonistas estas navidades. nada de Corte Inglés, de Papa Noel, de PIB, de la puta prima de riesgo, de los mercados, de la U.E, de la Merkel y de la madre que los parió a todos... Hoy ustedes, mis compatriotas en paro y mis mayores, sois los héroes y protagonistas de todo lo que ocurre en mi imaginación y pensamientos.

En fin, el caso es que este es un blog de economía y política y tengo que volver a la ortodoxia de los artículos con estadísticas, datos y números fríos para entender y asimilar un poco mejor todo lo que está pasando a nuestro alrededor. Aquí os dejo el artículo que escribí esta mañana al respecto... el discurso inicial ha sido completamente improvisado sobre mi teclado... porque no se van de mi cabeza el drama de muchos de mis compatriotas y el coraje de mis mayores. Feliz navidad a todos y, en especial, a los que me he referido anteriormente.


  La depresión económica y la consiguiente caída del empleo están socavando notablemente las cuentas de la Seguridad Social. El sistema de protección social tuvo en noviembre un superávit de 2.756 millones de euros, lo que representa un descenso del 61,73% respecto al mismo periodo del año anterior, según informó el pasado jueves el Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Este superávit, equivalente al 0,26% del Producto Interior Bruto, se debe, por una parte, a unos ingresos previstos -derechos reconocidos- por operaciones no financieras de 109.407 millones de euros, con una caída del 1,35% respecto al mismo periodo de 2011. Y, por otra, a unos gastos previstos -obligaciones reconocidas- equivalentes a 106.650 millones de euros que, sin embargo, crecieron un 2,84%.

Pica para ampliar

Es claro pues que la Seguridad Social sufre un notable crecimiento de los gastos por prestaciones frente a la caída de los ingresos.

DINERO EN LA CAJA
Es más, el sistema arroja un déficit si las cuentas se hacen en términos de caja; es decir, considerando los ingresos realmente obtenidos y los gastos efectivamente realizados.

Pica para ampliar

Efectivamente, en términos acumulados, el desequilibrio en noviembre era de 725 millones de euros. Esta cifra es la diferencia entre una recaudación líquida de 105.559 millones de euros, con una caída del 1,22% respecto al mismo periodo del año anterior, y unos pagos realmente realizados de 106.285 millones de euros, lo que supone un incremento del 2,66%.


Por todas estas razones, el secretario de Estado de la Seguridad Social, Tomás Burgos, dijo el jueves que, "como estaba previsto [por el impacto de la depresión económica en el empleo] se estrecha el margen entre ingresos y gastos". "Este comportamiento [de las cuentas], unido a la previsión de la ejecución presupuestaria a cierre de año, explica determinadas decisiones que ha tomado el Gobierno para garantizar en todo momento el pago efectivo de las prestaciones del Sistema". Burgos se refería así a dos hechos que están enlazados entre sí. El primero es que en este mes la Seguridad Social debe abonar a los pensionistas en torno a 15.000 millones de euros, entre la paga extraordinaria de Navidad y la nómina mensual. Como consecuencia de ello, para ayudar a abonar las prestaciones, el Gobierno extraerá 3.500 millones de euros del Fondo de Reserva.

Como es obvio, la mayor partida del gasto son las pensiones y otras prestaciones contributivas, con una suma de 95.519 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 3,28%. Los ingresos por cotizaciones fueron 92.687 millones de euros, con una caída del 3,32%.


2 comentarios:

  1. no sabia q el autor de este blog es el gionista del anuncio de campofrio XD



    feliz navidad seneka

    ResponderEliminar
  2. LA mascota es uno de esos que se llenan la bocaza diciendo soy de izquierdas y luego a la minima demuestran un desprecio por la clase obrera que te cagas

    Una falta de empatia criminal

    Es la Historia de las izquierdas en España, un desprecio total por la clase obrera a la que no dudan en engañar, traicionar o apuñalar por la espalda cuando a ellos les conviene

    La izquierda en la que no militan personas de izquierda sino maleantes que se dedican a robar todo lo que pueden y a la que dirigen... lo peor de la Gentuza que pueden encontrar entre ellos

    A los españoles les pasa aquello que le pasaba al Mio Cid:

    "Dios Que buen vasallo si oviesse buen señore"

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...