Mi lista de blogs

lunes, 11 de noviembre de 2013

Rubalcaba y el enésimo giro a la izquierda para reinventar el PSOE


 El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, cerró ayer la Conferencia Política que su partido ha celebrado este fin de semana en Madrid, relanzando su programa con tres lineas principales: un retorno a los planteamientos de izquierda; una defensa de la unidad de España, y la integración de Cataluña en ella y , como consecuencia de ello, y en tercer lugar, una defensa de la reforma de la Constitución para implantar el federalismo, en lugar de las comunidades autónomas.


Rubalcaba abrió su discurso de clausura con la idea de que “el PSOE ha vuelto” para dar ánimos a la militancia tras pasar dos de años con un retroceso continuo en las encuestas, después de la derrota electoral de 2011, y teniendo enfrente al Gobierno del PP, que tiene mayoría absoluta. Bien es verdad que consiguió aplazar al próximo año la convocatoria de las elecciones primarias para elegir al candidato a la Presidencia del Gobierno. Tampoco desveló si piensa presentarse.

El líder socialista criticó lo que, en su opinión es “la propaganda” del Gobierno cuando habla de que ya ha empezado la recuperación. “No se puede hablar de recuperación cuando hay seis millones de desempleados, se siguen recortando prestaciones y derechos y se rescata a los bancos, pero no a las familias”, dijo Rubalcaba a su auditorio en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid.


En este punto, el secretario general del PSOE resucitó los planteamientos económicos de la izquierda. Así, defendió un crecimiento económico basado en el “Conocimiento Interior Bruto” y planteó la limitación de la disparidad de salarios dentro de una misma empresa.

La reforma fiscal

En este línea, defendió la inversión en la creación de empleo, y la necesidad de abordar lo que, en su opinión, es una “asignatura pendiente” de la economía desde la Transición: una reforma fiscal para que “cada cual pague en función de lo que realmente posee, acabar con el fraude y equiparar las rentas del trabajo y del capital”.

Hecha esta reforma fiscal, Rubalcaba añadió que eso permitiría “que los desempleados, los pensionistas y familias con pocas rentas se olvidasen de que existe Hacienda”. Es decir, que estos colectivos quedarían exentos del pago de impuestos.

A partir de aquí, el líder socialista prometió a sus militantes y seguidores que el PSOE “liderará la reconstrucción del Estado del bienestar” cuando vuelva a ganar unas elecciones generales. Es decir que derogará las reformas que ha hecho, o está haciendo, el actual Gobierno del PP, como la del mercado de trabajo; de las pensiones, de la dependencia y de la sanidad.


Rubalcaba puso en pie al auditorio cuando defendió la igualdad de la mujer y arremetió contra la Iglesia. Preguntó a los hombres cómo se sentirían si viesen que su sexo es determinante para que les rechacen en una entrevista de trabajo, para que ganen menos o para que el Gobierno o la Conferencia Episcopal les digan cómo tienen que vivir. En este punto, prometió que, si el PSOE gana las próximas elecciones generales, la religión perderá importancia en los planes de estudio y reiteró que derogará los acuerdos con el Vaticano “para que no haya más castas, más élites dirigiendo la vida de los ciudadanos españoles, que quieren gobernar su vida libremente”.

En su discurso de clausura el dirigente socialista también abordó el grave problema que tiene el PSOE con los socialistas catalanes, que apoyan, con matices, la consulta sobre el derecho de autodeterminación que promueve Artur Mas.


Rubalcaba emplazó al secretario de los socialistas catalanes, Pere Navarro, a “reconstruir la convivencia de Cataluña con el resto de España”. “Lo vamos a hacer, Pere”, dijo al dirigente catalán, que se levantó para acoger una ovación de sus compañeros. “Los socialistas queremos a Cataluña con nosotros, la queremos tal y como es”, aseguró Rubalcaba que, a continuación, respondió al llamamiento que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, le hizo el sábado a “sentir pasión por España”. “Nadie, en ningún partido, como el de los socialistas, tiene tanta pasión por España y su gente, por sus derechos, sus culturas, sus lenguas, porque a diferencia de los nacionalistas, la pasión de los socialistas son los ciudadanos”. Dicho lo cual, Rubalcaba defendió la reforma de la Constitución para adaptarla a los cambios en España y a su propuesta de estructura federal del Estado.

1 comentario:

  1. Pues el psoe lo lleva claro
    Todos llo llevamos claro Unidad de españ apero "Federalismo" es decir obedezcamos a los Catalanistas del Apartheid el federalismo, ultima parada antes del Apartheid ¿Eso es muy socialista?
    En cuanto a lo demas mas de lo mismo "sigamos chupando todo lo que podamos porque despues de esto el diluvio pero a nosotros no nos va a pillar" bonito programa "socialista"
    y para que la gente critica del psoe no pueda despertar al resto acudamos a lso verdaderos culpables a la Iglesia y ala Monarquia que con eso las bases siemrpe embisten y dejan de razonar
    Muy bonico todo
    Ahora y anadie se acuerda que Felipe predicaba la Moeracion salarial" cuanod entramso en la UE si cuando el salario minimo aqui era de 40.000 pts (240€)y en francia de 200.000 pts (1200€)
    ¿Socialistas? socialistas como los de Musolini socialistas camino del Fascismo
    Pero ¿Quien se acuerda ya de esas cosas?

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...