03 mayo 2014

Ya va siendo hora de que se apliquen ellos sus propias recetas impositivas.


 Uno de los principios rectores de la próxima reforma fiscal es acabar con las posibles vías de agua en la recaudación de impuestos y maximizar los ingresos de las figuras tributarias actuales. Para ello se ha realizado una auditoría exhaustiva de las deducciones, beneficios y exenciones existentes, para evaluar su coste y repercusión para la economía española, de tal forma que sólo sobrevivan los estrictamente necesarios. No sólo porque resulte injusto seguir cargando al grueso de los contribuyentes con nuevas subidas de impuestos o con nuevas alzas de la presión fiscal mientras otros ven reducida sensiblemente su factura tributaria, sino también por una cuestión de eficiencia. Como han demostrado los expertos, a partir de un determinado nivel subir los impuestos provoca un descenso real de la recaudación en vez de aumentarla. Así sucedió con la subida generalizada del IRPF aprobada por el Gobierno a finales de 2011, lo que ha servido para que el Ministerio de Hacienda se convenza de que la mejora de los ingresos fiscales debe llegar por otras vías.


Además de la siempre obligada lucha contra el fraude, que en tiempos de lacerantes pero necesarios recortes presupuestarios es más imperiosa si cabe, se hace imprescindible revisar los beneficiarios de las medidas fiscales de gracia en vigor, un listado en el que figuran algunos sectores especialmente protegidos (como la industria del vino o la cerveza), pero también organizaciones cuyo trato fiscal privilegiado resulta más que discutible. Que los partidos políticos estén exentos del pago del IVA y disfruten de una tributación reducida en el Impuesto de Sociedades, a pesar de que la mayoría de su financiación provenga de las subvenciones públicas, resulta extemporáneo, aunque el Ejecutivo haya reducido el volumen de recursos que reciben. Una situación análoga a la de los sindicatos, a los que la Justicia investiga por diversos casos de corrupción relacionados, precisamente, con fondos públicos. Tampoco parece suficientemente justificado que la Sareb, el ‘banco malo’ que agrupa los activos tóxicos de muchas entidades financieras y donde el capital privado ostenta la mayoría accionarial, tenga un trato fiscal privilegiado, al igual que las elevadas deducciones por gastos financieros de las que disfruta la banca, por ejemplo. No obstante, el conjunto de beneficios fiscales equivale a una pérdida de recaudación de 40.000 millones.


Esta situación resulta demasiado chocante en las actuales circunstancias, teniendo en cuenta los importantes sacrificios que han debido asumir la mayoría de la ciudadanía. El Ejecutivo tiene la obligación moral de reducir al mínimo los privilegios fiscales aprovechando la reforma fiscal en ciernes para garantizar la equidad en el trato con Hacienda de todos los españoles.




1 comentario:

  1. ¿Porqu eapesar delos recortes continua subiendo la deuda? Pues porqu enadie se ha plnateado recortar en estructura politica y en politicos
    Mientras eso no se haga no se recortara el deficit es imposible.
    Esta calro que ese no es el camino que quieren lso politicos Ni PP ni PSOE ni IU ni nadie
    Hay na doble vara de medir y las dos van en contra de las clasess media y trabajadora porque las dos acaban en lo mismo

    Todo quien mas quien menos tiene su ideologia y sus lideres que se las gestionan lideres amados y admirados pero tanto amor infjustificado tien que dejar paso a la racionalidad y a la exigencia de racionalidad

    Alguien que gestiona un partido tien tres contratos uno con su militancia y su ideologia otro con sus votnates y un tercero con todos los ciudadanos y los ciudadanos deberian exigirles resultados de acuerdo con los terinos de esos contratos y no ofrecerles su amor incondicional

    Supongo que muchos todavia no se lo han planteado pero piensenlo fijense en estas dos dos cosas:

    1) durante la guerr a civil ¿cuantos diputasdos de izquierdas y de derechas murieron en el frente defendiendo sus ideales?: NINGUNO

    2) durante esta crisis ¿Cuantos politicos se han ido al paro?¿cuantos politicos se les ha visto en la cola del aparo o bscando trabajo? y m erefiero a politicos de cualquier ideologia . La misma respuesta NINGUNO

    solo con esos dos reflexiones la gente deberia de replantearse la adoracion perruna que tienen por sus lideres y empezar a exigirles resultados a TODOS ELLOS

    Saludos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...