14 julio 2014

La reforma de los colegios profesionales se quedará en agua de borrajas.


 Una de las normas fundamentales del programa de liberalización de la economía comprometido por el Gobierno ante las autoridades europeas era la reforma de los colegios profesionales. La propuesta inicial parecía ambiciosa en su afán de reducir al mínimo las barreras de entrada existentes para el ejercicio de numerosas actividades profesionales, así como el poder regulador de las organizaciones sectoriales. Sin embargo, tras una tramitación ardua, llena de altibajos, con numerosas presiones de parte y constantes modificaciones, el texto que está a punto de ver la luz queda bastante lejos del proyecto reformista y dinamizador de la actividad económica que debería haber sido. Ni habrá liberalización masiva, ni se reducirán las llamadas reservas de actividad (que impiden a un profesional con capacidades similares a las de otro de una rama próxima de actividad el acceso a esa profesión), ni se elimina por completo la colegiación obligatoria.


La última propuesta de reforma, que supuestamente debería aprobar el Consejo de Ministros en breve, reduce a la mitad el número de profesiones en las que seguirá siendo perentoria la colegiación para ejercerlas. Se mantendrá este control para unas 38: médicos, farmacéuticos, veterinarios, dentistas, biólogos, físicos y químicos, arquitectos, procuradores, abogados, registradores o ingenieros, entre otras. Un compendio que aún debe ser validado por la Comisión Europea, que vigila de cerca lo que sucede en España después de otros intentos frustrados en el pasado de liberalizar el ejercicio de determinadas profesiones.


Uno de los puntos positivos que se mantiene es el fin de los límites autonómicos al ejercicio de estas actividades, lo que se enmarca en el empeño del Gobierno por restablecer la unidad del mercado interior, como también la rebaja sensible de las cuotas de los colegios que aún sean de pago obligatorio. Pero la rebaja progresiva en su ambición liberalizadora que ha ido sufriendo esta reforma debería hacer reflexionar a sus impulsores sobre la oportunidad de volver a su espíritu original.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...